Crisalis para abusos sexuales

En el mundo ocurren más abusos sexuales y violaciones de las que nos creemos.

“En Europa 1 de cada 5 niños ha sufrido abusos sexuales y en el 70-85% de los casos conocen a su violador” según reveló la secretaria general adjunta del Consejo de Europa, Maud de Boer-Buquicchio en su discurso en el Parlamento ruso el 29/03/2012.

La mayoría de los abusos sexuales suceden en el ámbito familiar íntimo del niño y cuando el niño o el adulto se atreve a contar la verdad a su familia, muchos de ellos reciben el rechazo como respuesta.

Las consecuencias son muchísimas, ansiedad, rabia, miedo, vergüenza, culpabilidad, conflictos con la propia sexualidad, baja autoestima, falta de seguridad y confianza en uno mismo y en el mundo, incapacidad de poner límites, entre otras más.

 

 

 

Mi experiencia

Sufrí abusos sexuales desde los cuatros años hasta los diecisiete. Mi familia no me apoyó cuando conté la verdad. Como fruto de todo esto sufrí anorexia nerviosa durante años. La psicoterapia corporal  y la psicología transpersonal junto a la danza, el yoga y la meditación me ayudaron a sanar y transformar mi vida, a reconciliarme con mi cuerpo y con mi sexualidad, y a vivir con alegría, placer y felicidad.

Gracias a mi propia experiencia con los abusos llegué a conocer el gran poder del cuerpo para llegar a sanarse y como la danza, el yoga y las terapias corporales son decisivas para ayudar a las personas a sanarse. Por ello decidí crear Crisalis™ (*), una terapia corporal artística para ayudar a las personas que sufren o han sufrido abusos sexuales a descubrir su propio poder para sanar.

 

 

 

Crisalis™ sigue un enfoque holístico que combina danza, movimiento, yoga, relajación, meditación, psicología transpersonal y otras técnicas creativas.

Objetivos 

  • Involucrar a la persona que ha sufrido abusos sexuales en su propio proceso de curación y ayudarle a descubrir su propio poder de sanación y transformación.
  • Conectar con el cuerpo físico, emocional, mental y espiritual, resultando en una mayor conciencia corporal y en una mejora de su salud física y mental.
  • Desarrollar una buena autoestima, confianza plena y seguridad en ella misma, así como amor y respeto por su cuerpo.
  • Reconciliar y sanar la sexualidad para vivirla con alegría y plenitud.
  • Facilitar la comunicación y la liberación de emociones y conflictos no resueltos, así como de los deseos, necesidades y sentimientos de la persona, a través de la danza, el movimiento y la creatividad.
  • Despertar la risa, la alegría y la felicidad del niño interior.
  • Potenciar los recursos creativos de las personas para alcanzar sus objetivos en la vida.

 ¿A quién va dirigido?

Crisalis™ va dirigido a todas aquellas personas que sufren o han sufrido abusos sexuales y/o violación sexual y que desean conectar con su propio poder para transformar sus vidas y vivir plenamente feliz.

Crisalis™ ofrece sesiones individuales y/o en grupo. También trabaja como apoyo en hospitales, centros y fundaciones que atienden a personas víctimas de abusos y/o violación.

No es necesaria experiencia previa en danza ni una condición física especial.

Crisalis™ es coadyuvante de las terapias tradicionales. No busca reemplazarlas, sino hacerlas más eficaces y contribuir a una sanación integral y definitiva.